miércoles, 28 de octubre de 2009

F I C H E N a John Howard




Hace tiempo que no leía algo tan directo y tan claro de un político, la pena es que viva tan lejos y no podamos fichar, pero por lo menos algunos deberían tomar nota de sus palabras, polémicas para unos y claras y concisas par otros, pero viendo la desastrosa política que tenemos aquí sobre la inmigración, donde llego a estar de moda ser inmigrante e ilegal, creándoles un paraíso donde se sentían protegidos y amparados, donde primaban sus derechos aunque los nuestros pasaran a un segundo plano , si señores …con estas leyes tan tolerantes que siempre comienzan con derecho a ser ….. Derecho a tener…. Derecho a poseer … Derecho a….. joderrrrrr… hostia ya! y perdonen por la expresión.. Que ya está bien…porque no comienzan con deber de cumplir.. Deber de acatar.. Deber de respetar…Deber de asumir… Deber de tolerar.. .. y dejémonos ya de demagogias humanitarias cuando en el fondo todos nos sentimos identificados con las palabras del que fue  Primer Ministro Australiano, que muchas y numerosas asociaciones quizá tilden de antisocial y antidemocrata, pero que en este país donde la emigración fue el sustento de muchas familias en épocas pasadas , entendemos y comprendemos a la perfección..


Discurso John Howard

‘Los que tienen que adaptarse al llegar a un nuevo país son los inmigrantes, no los australianos’, expresó con firmeza el mandatario. ‘Y si no les gusta, que se vayan. Estoy harto de que esta nación siempre se esté preocupando de no ofender a otras culturas o a otros individuos. Desde el ataque terrorista en Bali, hemos experimentado un incremento de patriotismo entre los australianos’.

‘Nuestra cultura se ha desarrollado sobre siglos de luchas, pruebas y victorias de millones de hombres y mujeres que vinieron aquí en busca de libertad’, agregó Howard.

‘Aquí hablamos inglés fundamentalmente’, dijo el primer ministro en un momento de su enérgico discurso. ‘No hablamos árabe, chino, español, ruso, japonés ni ninguna otra lengua. Por lo tanto, si los inmigrantes quieren convertirse en parte de esta sociedad, ¡que aprendan nuestro idioma!’

El mandatario continuó diciendo que la mayoría de los australianos son cristianos. ‘Esto no es un ala política ni un juego político. Se trata de una verdad, de hombres y mujeres cristianos que fundaron esta nación basados en principios cristianos, lo cual está bien documentado en todos nuestros libros. Por lo tanto, es completamente adecuado demostrar nuestra fe cristiana en las paredes de las escuelas. Si Cristo les ofende, entonces le sugiero que busquen otra parte del mundo para vivir, porque Dios y Jesucristo son parte de nuestra cultura’.

‘Toleraremos vuestras creencias, pero tienen que aceptar las nuestras para poder vivir en armonía y paz junto a nosotros’, advirtió Howard. ‘Este es nuestro país, nuestra patria, y estas son nuestras costumbres y estilo de vida. Permitiremos a todos que disfruten de lo nuestro, pero cuando dejen de quejarse, de lloriquear y de protestar contra nuestra bandera, nuestro compromiso nacionalista, nuestras creencias cristianas o nuestro modo de vida. Les recomiendo encarecidamente que aprovechen la gran oportunidad de libertad que tienen en Australia. ¡Aquí tienen el derecho de irse a donde más les convenga!’